Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Labores del huerto [febrero]

En febrero empiezan los preparativos para la huerta de primavera-verano, por lo que es un mes muy importante. Empezaremos con los semilleros, y podemos hacer también trasplantes de muchos vegetales de hoja, plantar cebolla temprana o empezar a preparar la tierra para la primavera.

¿Y cómo hacer semilleros?

En febrero podremos comenzar a hacer semilleros de casi todas las plantas más famosas de la huerta: solanáceas (tomate, pimiento, berenjena), cucurbitáceas (pepino, calabacín, sandía). Calendario de siembras y cultivos.

Hacer los semilleros es una de las grandes decisiones en el huerto, y es una de las tareas que más difíciles resultan. En primer lugar por desconocimiento y en segundo lugar, porque cuando no nos salen a la primera, muchas veces acabamos frustrándonos. Nuestro consejo es que lo intentéis, y que si no salen la primera vez no perdáis las ganas. Plantar nuestro propio plantel es una de las tareas más satisfactorias en el huerto.

Aquí van algunos consejos:

1- El contenedor/ semillero: Básicamente debe tener espacio suficiente para el desarrollo de las raíces y favorecer el correcto drenaje del sustrato. Podemos comprar bandejas o reutilizar contenedores como yogures.

2- El sustrato: Hay muchas posibilidades disponibles en el mercado, pero nosotras siempre recomendamos utilizar una mezcla de fibra de coco y humus de lombriz, que puede ser complementada con arena o vermiculita. Sea cual sea el sustrato que decidas utilizar éste debe cumplir los siguientes requisitos:

Que tenga una buena aireación que impida la asfixia de las raíces debida a la falta de oxígeno .

Que no contenga elementos dañinos para el cultivo.

Que sea capaz de retener los nutrientes necesarios para el desarrollo inicial de la planta.

Que tenga una buena capacidad de retención de agua.

3- Siembra:

Al sembrar tenemos que tener en cuenta el tamaño de la semilla: la profundidad de siembra será aproximadamente 2-3 veces el tamaño de la semilla. Esto es importante, ya que si la enterramos mucho, la semilla “gastará” todas sus reservas antes de alcanzar la luz que necesita para desarrollar las primeras hojas, que serán las que permitan iniciar la fotosíntesis.

Una vez tengamos listos los semilleros tendremos que estar atentas/os a la temperatura y la humedad. Las semillas necesitan calor para germinar, por lo que nos aseguraremos de que la temperatura ambiente no baje de los 15º. En cuanto a la humedad, regaremos cada día con un pulverizador, manteniendo el sustrato húmedo, pero no mojado. La falta de agua puede producir estrés a las plántulas e incluso matarlas, y un exceso nos causará problemas de pudriciones o anoxia en las raíces, además de aumentar el problema de pérdida (“lavado”) de nutrientes.

Cuando empiecen a salir las plantitas, si hemos puesto más de una semilla, habrá que hacer un aclareo, que consiste en quitar el exceso de plantas en el semillero, para que tengan el espacio necesario para desarrollarse. Dejaremos solo una por semillero. Para no perder muchas semillas, podemos intentar replantar las que saquemos en otros semilleros.

Por último, cuando empiezan a desarrollarse las plántulas, éstas necesitarán luz para desarrollarse correctamente. En este momento prestaremos atención para que las plantas no se “ahilen”. En esta entrada se explica en qué consiste el ahilamiento y cómo evitarlo.

Si tenéis dudas sobre como hacer los semilleros os recordamos algunos consejillos en este vídeo.

Os dejamos también un resumen de algunos de los errores más comunes cuando nos ponemos a hacer semilleros.

Consulta nuestro catálogo de semilla ecológica.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.