Cultivo de la patata

La patata es un tubérculo de origen americano que llegó a Europa hacia el siglo XVI.

Para su cultivo necesita terrenos de constitución media, fértiles y de fondo. Sin embargo, las tierras sueltas y frescas son buenas para obtener ricas cosechas, si están bien estercoladas. Necesita suelos mullidos de 25cm de labrado y abonar la tierra previamente.

Para la plantación, la temperatura del suelo debe ser superior a los 7° C. Esta planta no resiste la helada y en la época de fructificación le cuestan las temperaturas elevadas que se registran en el centro del verano por eso es mejor cultivarlas en la sierra o recogerlas antes de julio en la llanura.

Atendiendo a la duración del ciclo vegetación de la mata (de 50-90dias) se clasifican en patata temprana, semitempranas y tardías. Las tempranas son de ciclo corto y más exigentes en cuidados.

Según su interés culinario se clasifican en tres grupos según su carne sea más firme (no se deshace en la cocción) o más harinosa (se deshacen en la cocción).

Puedes conocer más sobre las variedades de patatas en este artículo del Ministerio de Agricultura

Plantación

Época recomendada: Entre finales de febrero y principios de marzo.

Para plantarla el tubérculo se trocea repartiendo, mas o menos homogéneamente, el mismo número de yemas por cada trozo.

Marco de plantación: 50-60cm Profundidad 20 cm

Cuidado

Cuando la planta tienen 20 cm de altura se realiza la primera escarda entre matas para liberarla de hierbas adventicias.

En marzo, el suelo mantiene la humedad del invierno, por tanto necesita riegos frecuentes y superficiales (a los 10 cm de la planta) y conforme vaya creciendo se disminuye la frecuencia y se aumenta la profundidad.

Su principal plaga es el escarabajo de la patata. Para disminuir sus daños es recomendable seguir estas pautas: Hacer rotaciones del cultivo, nunca repetir donde se plantó el año anterior. Y localizar larvas y retirarlas con el dedo metiéndolas en botes de cristal y dejándolas al sol, nunca volver a soltar en campo abierto.

El cultivo de la patata también se ve afectado por el hongo Mildiu para lo cual recomendamos tratar con caldo bordeles (sulfato de cobre, cal y agua) a razón de 800 a 1000 litros por hectárea, según el desarrollo de las matas. O también con este fungicida casero de la Huertina de Toni.

Recolección

La recolecciónse tardía se realiza cuando las matas se secan ya que es cuando más producción tiene. Sin embargo si las sacamos antes nos preservamos de los hongos.

Después de recolectadas, debes dejar pasar unos días para eliminar los tubérculos dañados antes de guardarlas un lugar seco, oscuro y ventilado

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *